¿Qué es la pintura realista y sus principales características?

¿Qué es la pintura realista y sus principales características? 3 Oct

¿Qué es la pintura realista y sus principales características?

Los artistas han pintado de forma realista durante siglos y varios de los mejores artistas realistas vivieron durante el Renacimiento y sus pinturas eran elegantes y hermosas, por ello, los expertos que valoran y estudian este arte lo llamaron Realismo Ideal.

La pintura realista, era una forma elegante de decir que los artistas sabían pintar muy bien. Algunas de las pinturas se veían casi como fotografías y los artistas del Renacimiento tenían mucha habilidad en este estilo de pintura.  

El realismo surgió en Francia en la década de 1850, tras la Revolución de 1848, un acontecimiento que estableció el derecho al trabajo en el país, el movimiento introdujo la idea de que la gente común y corriente, la clase trabajadora, los escenarios contemporáneos y las escenas cotidianas eran temas artísticos dignos.

Historia de la Pintura Realista

Leonardo da Vinci, fue uno de los artístas inventores que detalló con gran maestría las proporciones del cuerpo humano que era una buena forma de medirlo todo. Pensando que el círculo y el cuadrado eran la base de muchas cosas en la ciencia y en la naturaleza. 

Así que dibujó a un hombre que encajaba exactamente dentro de un círculo si sus brazos y piernas estaban extendidos. El hombre encajaba exactamente dentro de un cuadrado cuando sus pies estaban juntos y sus brazos estaban extendidos a los lados.

A mediados del siglo XIX, los artistas en Europa adoptaron un nuevo estilo de arte, que se denominó el realismo. Caracterizado por una atención sin precedentes a temas cotidianos, este movimiento artístico transformó el mundo del arte occidental.

Aunque hoy en día, este interés en la iconografía ordinaria puede no parecer digno de mención, marcó un cambio importante en la historia del arte. 

Tipos de Pintura Realista

En las artes visuales, el realismo ilusionista es la representación precisa de las formas de vida, la perspectiva y los detalles de la luz y el color. Pero las obras de arte realistas o naturalistas pueden en lugar del realismo ilusionista, ser realistas en su tema, y enfatizar lo mundano, feo o sórdido. Esto es típico del movimiento realista del siglo XIX que comenzó en Francia en la década de 1850, después de la Revolución de 1848, y también el realismo social, el regionalismo, por lo que, los pintores realistas rechazaron el romanticismo, que había llegado a dominar la literatura y el arte francés, con raíces a finales del siglo XVIII.

Características de la Pintura Realista

Parte de la alegría de la pintura en el siglo XXI es la amplia diversidad de formas de expresión disponibles. A finales del siglo XIX y XX, los artistas dieron grandes saltos en los estilos de pintura. 

Muchas de estas innovaciones fueron influenciadas por los avances tecnológicos, como la invención del tubo de pintura de metal y la evolución de la fotografía, así como los cambios en las convenciones sociales, la política y la filosofía, junto con los acontecimientos mundiales.

El realismo, en el que el tema de la pintura se parece mucho al real en lugar de ser estilizado o abstraído, es el estilo que mucha gente piensa como verdadero arte. Sólo cuando se examinan de cerca, lo que parecen ser colores sólidos se revelan como una serie de pinceladas de muchos colores y valores.

El realismo ha sido el estilo dominante de la pintura desde el Renacimiento. El artista usa la perspectiva para crear una ilusión de espacio y profundidad, estableciendo la composición y la iluminación de tal manera que el sujeto parezca real. La Mona Lisa de Leonardo da Vinci es un ejemplo clásico del estilo.

¿Qué es la pintura realista y sus principales características?

Legado de la Pintura Realista

El realismo es reconocido como el primer movimiento moderno en el arte, que rechazó las formas tradicionales de arte, literatura y organización social como anticuadas tras la Ilustración y la Revolución Industrial. Comenzando en Francia en la década de 1840, el Realismo revolucionó la pintura, expandiendo las concepciones de lo que constituía el arte. 

Trabajando en una época caótica marcada por la revolución y el cambio social generalizado, los pintores realistas sustituyeron las imágenes idealistas y las concepciones literarias del arte tradicional por hechos de la vida real, dando a los márgenes de la sociedad un peso similar al de las grandes pinturas de historia y las alegorías. 

Su elección de llevar la vida cotidiana a sus lienzos fue una manifestación temprana del deseo vanguardista de fusionar el arte y la vida, y su rechazo de las técnicas pictóricas, como la perspectiva, prefiguró las numerosas definiciones y redefiniciones del modernismo del siglo XX.

Principales Representantes de la Pintura Realista

Gustave Courbet es a menudo considerado la figura principal del Realismo, porque sentó las bases del movimiento en la década de 1840, cuando comenzó a retratar a los campesinos y trabajadores a una escala típicamente reservada para temas religiosos, históricos o alegóricos.

Antes de la aparición radical de Courbet, los pintores no representaban las escenas tal y como las veían, sino que las idealizaban, borrando prácticamente cualquier defecto o imperfección. Para Courbet, este enfoque era perjudicial para la pintura, ya que eliminaba cualquier sentido de individualidad. 

Al igual que Courbet, Jean-François Millet también optó por presentar a la clase obrera en sus pinturas. Como vivía en la Francia rural, volvió repetidamente a los granjeros como su sujeto de elección. De manera que, los temas campesinos son los que mejor se adaptan a su naturaleza, siendo el lado humano lo que más le conmueve en el arte.

Además de ser un pintor realista de primera clase, Millet también es conocido por su papel en la fundación de la escuela de Barbizon, un grupo de artistas que se unieron para desafiar el dominio del romanticismo.

Leave a Reply